CINCO ERRORES COMUNES SOBRE UNA MOTO QUE TÚ NO DEBES COMETER

Es normal que cuando compras tu primera moto no sepas todo lo básico e importante que debes tener en cuenta, es posible que algún consejo o requisito clave se te pase por alto, pero hay cinco errores comunes que como nuevo motociclista no debes cometer nunca, aquí te los señalamos:

  1. Empezar con una moto muy grande, muy pesada o muy alta: Es normal cuando nos compramos la primera moto querer una que sea grande, rica, buen modelo y atractiva, pero muchas veces cuando estamos comenzando en este mundo lo ideal es conseguir una moto que se adapte a las necesidades de un principiante. Actualmente existen varias opciones para partir en el mercado.
  2. Pensar que sin equipamiento puedes salir igual a la calle: Tremendo error. Es imprescindible contar con un buen equipamiento de seguridad al momento de subirte a la moto, es parte de tu seguridad pasiva. Es importante que inviertas en un buen casco, una chaqueta con protecciones que te resulte cómoda, guantes que te resten tacto, pantalones con protecciones y botas firmes y seguras. 
  3. Descuidar el estado de tu moto: La moto no solamente debes lavarla porque se ve sucia, si no que el lavado te ayudará a mantenerla en buen estado, evitar rayones y desgaste de ésta. Regularmente te recomendamos que le midas la presión a los neumáticos, revises el estado de las luces, el desgaste de los frenos, el nivel de aceite y  la mantengas limpia, estos tips te ayudarán a que tu compañera de ruta te dure más de lo presupuestado.
  4. Exceso de confianza: Un factor común que vemos en cientos de nuevos motociclistas y es el mayor peligro en la ruta. Nunca debes conducir pensando que es lo más fácil que has hecho en tu vida, que ya te manejas al revés y al derecho, porque ese exceso de confianza sin experiencia puede convertirse en tu mayor enemigo. Domina tu moto, conócela y maneja con seguridad, siempre respetando los límites y las leyes del tránsito.
  5. Zigzaguear en las calles: Esto no debes hacerlo por ningún motivo, el riesgo al que te expones es tremendo, porque nunca sabes el movimiento repentino que puede existir por parte de otro automóvil en la calle. Siempre maneja a la defensiva, así disfrutarás más cada aventura en ruta.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Contacto